Valencia. El Colegio de la Seda tampoco logra ayuda de la Diputación

Optaban a una ayuda de 60.000 euros para actuar con urgencia y evitar la caída de la medianera del Colegio de la Seda, pero se han quedado sin subvención alguna. El Gremio de Velluters de Valencia criticó ayer que la Diputación les haya dado la espalda y no les conceda dinero en un plan de ayudas provincial para recuperar el patrimonio histórico artístico dotado con 990.000 euros para instituciones sin ánimo de lucro y 670.000 euros para ayuntamientos.
«Hay colectivos que pedían 60.000 euros y les han concedido 20.000 ó 30.000 euros, pero es que a nosotros no nos han asignado ni un solo euro y creo que los casi seiscientos años de historia de este edificio protegido son suficiente aval como para justificar la inversión», explicó Vicente Genovés, presidente del gremio del Colegio del Arte Mayor de la Seda de Valencia. La directiva, tras la denegación de la ayuda, se siente discriminada y asegura que es injusto que edificios «que no están protegidos, como la antigua fábrica Garín, que quieren convertir en museo en Moncada con los fondos de esta firma sedera, haya recibido 50.000 de los 60.000 euros solicitados, y nosotros, en cambio, no tengamos nada».
Desde el Colegio de la Seda argumentan que no les parece «mal que abran un museo de la seda en Moncada y que al ayuntamiento, que gobierna el también vicepresidente de la Diputación, Juan José Medina, le den 50.000 euros para la primera fase de las obras, pero tampoco se puede consentir que apuesten por ayudar a los fondos de una antigua fábrica y que a la sede que alberga toda la historia de la seda de Valencia y del barrio de Velluters la marginen».
Imagen de la noticia
También explican que no les vale «la posible justificación de que las ayudas van destinadas a los pueblos porque en Valencia ciudad han dado a instituciones e iglesias». Y es que, en Valencia las subvenciones han ascendido a unos 155.000 euros para iglesias como las de San Agustín, San Luis Beltrán, San Miguel y San Sebastián o para la restauración de un edificio en Aben al Abbar o en la Casa de la Demanà de El Saler. Este periódico consultó con la Diputación los motivos de la denegación, pero ayer no concretaron las causas.
La entidad está dolida, sobre todo porque esta denegación de subvenciones supone una negativa más de las administraciones valencianas. «La Conselleria de Infraestructuras nos dijo que iba a presupuestar la reforma integral de la sede en un millón y medio de euros y nos ha dejado tirados porque no destinan fondo alguno al proyecto. Luego, intentamos un convenio con el Ayuntamiento para ceder cincuenta años el edificio y optar al 1% cultural de las obras públicas de Fomento, y a última hora no lo quisieron firmar. Ahora, el último recurso que teníamos era esta ayuda provincial de la Diputación».
Este gremio lleva años buscando el apoyo de las administraciones valencianas para salvar su edificio, declarado Patrimonio Histórico-Artístico y Bien de Interés Cultural (BIC) «y todas las administraciones nos están dando la espalda. Se ve que prefieren que caiga el edificio y se pierda la historia de Valencia, antes de apostar por nosotros», añaden. La actuación más precisa es la recuperación de la medianera.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s