Castro apuesta por rehabilitar los edificios en ruinas del casco histórico. Cantabria.

La Concejalía de Urbanismo de Castro Urdiales se ha marcado como uno de sus principales objetivos de la presente legislatura la restauración de aquellos edificios en ruinas del casco-histórico de la ciudad. Aunque, oficialmente, hay sólo dos inmuebles con declaración de ruina, son varios los edificios que requieren de una intervención inmediata.
Para ello, el Ayuntamiento está confeccionando un listado con el total de viviendas de la zona más antigua del municipio, que asciende a unas 1.600 y servirá de base para conocer el número de edificios que se pueden incluir en ese Área de Rehabilitación Integral (ARI) que se está promoviendo y que, al parecer, contaría con el visto bueno del Gobierno cántabro, según confirmó el director general de Vivienda, Juan Antonio González, durante la Bienal de Arquitectura que se ha celebrado esta semana. «Hay que ir restaurando: es más sencillo y rentable», apunta el edil de Urbanismo, Aitzol Zuazo (PP).
Mientras el Ayuntamiento avanza en ese proyecto de ARI, ya está trabajando en dos de los expedientes abiertos por edificios ruinosos. El primero de ellos, el de la calle San Juan, que obligó a desalojar a dos familias en 2010, es el más avanzado. El pasado miércoles comenzaron los trabajos de derribo del inmueble, adjudicados en unos 35.000 euros, que se prolongará por lo menos un mes. Una vez que se termine la demolición, se colocará una escalera que permitirá a los vecinos volver a sus casas.
Imagen de la noticia
María Ángeles Lazcano y su familia y Joxean Ramos han vivido en los últimos dos años un auténtico «calvario» por estar fuera de su vivienda. María Ángeles está en casa de su madre junto a su marido y su hijo, ambos en paro, y en varias ocasiones ha amenazado con volver a su hogar pese al mal estado del edificio anexo al suyo. Por su parte, Joxean lleva ya dos años alojado en la habitación de un hotel y «no sé quién me va a pagar todos sus gastos».
La Rúa
El otro edificio del casco-histórico de Castro que está declarado en ruinas es el que se incendió en 2009 y obligó a desalojar a cinco familias mientras el tejado del inmueble se desplomaba por las llamas. Las dos del edificio anexo, que comparten portal con el inmueble afectado, llevan tres años fuera de sus casas y han solicitado al Ayuntamiento castreño, en diversas ocasiones, una solución urgente. Lo cierto es que en junio de este año se publicó la declaración de ruina en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC), y en vista de que los propietarios del inmueble no proceden a su demolición, todo indica que tendrá que acometerla el Ayuntamiento.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s